Bizcocho Red Velvet

Tenía muchas ganas de probar a hacer un postre Red Velvet (terciopelo rojo). Lo había visto en forma de magdalenas o del clásico pastel de capas y no me decidía. Y por fin encontré uno fácil con el que atreverme, Red Velvet en versión bizcocho.

Esta es la famosa receta de la web El rincón de Bea, que es mencionada en muchas páginas con recetas Red Velvet de todo tipo. El Red Velvet es básicamente un bizcocho de chocolate muy esponjoso (por el aceite y el buttermilk o suero de leche que lleva) y al que se le añade colorante alimenticio rojo, lo que da ese tono rojizo característico (de ahí que se llame terciopelo rojo).

Y el sabor Red Velvet es curioso, es una mezcla entre chocolatevainilla. Yo esta vez no he puesto el frosting blanco típico. Eso queda pendiente para la versión 2 de este bizcocho. Mi versión es más simple, con azúcar glas por encima para que destaque sobre el color oscuro del bizcocho.

Ingredientes secos:

  • 350gr de harina
  • 250gr de azúcar
  • 40gr de cacao en polvo no azucarado (ej: Valor)
  • 1 pizca de sal
  • 1 cucharadita de bicarbonato sódico

Ingredientes húmedos:

  • 240gr aceite de oliva
  • 240gr de buttermilk (*)
  • 2 huevos grandes
  • 2 cucharadas de colorante alimenticio rojo en gel (**)
  • 1 cucharadita de vinagre blanco o vinagre de manzana
  • 1 cucharadita de esencia de vainilla

Precalienta el horno a 180º y engrasa un molde con mantequilla. Luego espolvorea un poco de harina (***).

La preparación no puede ser más fácil: mezclar por un lado los ingredientes secos, por otro los húmedos, mezclarlos y hornear.

Preparación tradiconal

Mezcla en un bol grande los ingredientes secos: la harina tamizada, el azúcar, el cacao en polvo tamizado, la sal y el bicarbonato sódico.

Mezcla en otro bol (con unas varillas) los ingredientes húmedos: el aceite, el buttermilk (*), los huevos, el colorante rojo, el vinagre y la esencia de vainilla.

Ve añadiendo poco a poco en el bol de los ingredientes húmedos el contenido del bol de los ingredientes secos y ve mezclando bien, para que se integre completamente y el color rojo se vea uniforme.

Preparación con Thermomix

Pon en el vaso de la thermomix los ingredientes secos: la harina tamizada, el azúcar, el cacao en polvo tamizado, la sal y el bicarbonato sódico. Programa 30 segundos a velocidad 4. Reservar en un bol grande.

Pon ahora en el vaso los ingredientes húmedos: el aceite, el buttermilk (*), los huevos, el colorante rojo, el vinagre y la esencia de vainilla. Programa 1 minuto a velocidad 3.

Añade al vaso la mezcla de ingredientes secos que estaba en el bol y programa 1 minuto a velocidad 3 (o hasta que se haya integrado todo completamente y el color rojo esté uniforme en la mezcla). Puedes usar la espátula para integrarlo más fácilmente.

Vierte la mezcla en el molde y hornea durante 40 o 45 minutos a 180º con calor arriba y abajo y a media altura. Revisa a los 30 minutos pinchando un palito en el centro, estará listo cuando salga seco. Si no, tapa el molde con una hoja de papel de aluminio y vuelve a revisar en 5 minutos.

Al sacarlo del horno, deja que repose 10 minutos y luego deja que se enfríe encima de una rejilla.

Notas

  • (*) El buttermilk (o suero de leche) se puede sustituir por 240 gr de leche entera con una cucharada de zumo de limón (o vinagre), es lo que he usado yo. Para ello se pone la leche en un vaso,se echa encima el limón y se deja reposar unos 10 minutos. Después tendrá el aspecto como de leche cortada, pero no pasa nada, no influye en el sabor y aporta esponjosidad.
  • (**) El colorante alimenticio rojo debe ser en gel preferentemente. Dicen que con el colorante líquido no queda bien el color rojo intenso del Red Velvet. Además, si es líquido, hay que echar mucha cantidad de colorante para que alcance el color deseado. Así que mejor en gel para echar menos y que no aporte textura ni sabor, solo queremos el color. Hay muchas marcas de colorante en gel, podemos encontrar fácilmente Wilton o Rainbow Dust (es el que he usado yo, pues es más concentrado y hay que echar menos cantidad).
  • (***) Si tenemos un bizcocho de color oscuro (como este Red Velvet o uno clásico de chocolate) y no le vamos a poner ninguna cobertura por encima, al engrasar el molde con mantequilla es mejor usar cacao en polvo espolvoreado o azúcar moreno, porque al desmoldarlo podría quedar blanquecino si usamos harina. En este caso yo he usado harina porque luego le iba a poner azúcar glas por encima y daba igual esto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

TrackBack URL

http://cocinatica.es/2016/03/16/bizcocho-red-velvet/trackback/

SUBIR